Fabrica de Software

Hoy en día las empresas están compitiendo como nunca antes, se les presentan retos sin precedentes y tienen menos tiempo para desarrollar e incubar nuevas ideas que ayuden a crear soluciones que satisfagan las necesidades de los consumidores, muchos de ellos con altas expectativas. Por ello recurren a la fábrica de software, pues la competencia ha alcanzado niveles que fragmentan la industria y se materializa en nichos y micronichos de mercado. La disrupción digital, los ciclos de innovación reducidos, las nuevas clases de competencia, el incremento de las expectativas de los clientes y la disminución de los costos son tan solo algunos de los retos a los que los empresarios y emprendedores se enfrentan.

El origen de la fábrica de software

El origen de las fábricas de software se ubica, probablemente, al final de la década de los años 60, cuando Hitachi fue fundada bajo el nombre de Hitachi Software Works.  A partir de allí y a lo largo de los años, una fábrica de software se caracteriza por ser una empresa de programación, cuya misión es el desarrollo de software para el cliente final o para un tercero, a través de servicios profesionales tecnológicos, utilizando las buenas prácticas de trabajo colaborativo para entornos simples a complejos, con requisitos específicos o cambiantes y poco definidos.

Características que debes tomar para contratar una fabrica de software:

1.- El personal de sistemas de una empresa se encuentra muy ocupado para atender nuevos proyectos internos o no cuenta con los conocimientos necesarios para lograrlo.

2.- Los clientes de una empresa no-tecnológica necesitan optimizar procesos a través de soluciones tecnológicas eficientes, que acompañen un proceso integral para la Organización, para ello deben recurrir a una fábrica de software.

3.- Una empresa de desarrollo de software busca ampliar su capacidad, a corto y mediano plazo.

¿Por qué se necesita fabricar nuevos softwares?

La explosión de los dispositivos conectados a Internet exige la aparición de diferentes tipos de softwares. Hoy en día, el mayor potencial del software reside en crear una conexión directa con los clientes a través de canales digitales. Desarrollar ese potencial requiere un enfoque externo.

Para ofrecer experiencias superiores a los clientes con una velocidad y escala sin precedentes, necesita habilidades y herramientas completamente diferentes. También necesita un tipo muy diferente de proceso.

Los cinco principios a considerar para fabricar un software moderno

1.- Se necesitan metodologías altamente adaptables y centradas en el cliente. Los ciclos largos de lanzamiento no ayudarán al ritmo de la velocidad que necesitas para prosperar.

2.- No basta con ofrecer un software, hay que ofrecer experiencias. Producir una experiencia de usuario en constante evolución es muy diferente a la gestión de las actualizaciones de las aplicaciones empresariales que se realizan una o dos veces al año. Necesitas que exista una perfecta relación entre construir y operar las experiencias del software.

3.- La velocidad importa. Para ofrecer innovación hay que pensar en la automatización. ¿Por qué? Porque la automatización reduce los errores en los procesos manuales y libera recursos para concentrarse en lo que realmente cuenta: crear valor para el cliente.

4.- Para evitar complicaciones necesitas medidas de seguridad que aumenten la confianza y la experiencia del usuario. Piensa en los análisis de comportamiento utilizados en el fraude y la detección de amenazas, aquí lo importante es que el cliente no tenga ningún problema.

5.- Tu negocio se ejecuta con conocimientos, por lo que necesita retroalimentación en toda la cadena de valor del software. Esto tiene dos partes. Necesitas saber cómo tu fábrica de software está funcionando. Y conocer si estás cumpliendo con la experiencia del cliente. Esto te permitirá descubrir cuáles son las necesidades no satisfechas que pueden convertirse en nuevas oportunidades de negocio.

Innova en tu modelo operativo

Necesitas hacer más que construir eficientemente y entregar nuevas experiencias; La innovación no sucede por sí misma. Tiene que ser diseñada y construida en su modelo de funcionamiento.

La innovación es el proceso de convertir las ideas en bruto en soluciones reales a la máxima velocidad. La ideas es siempre estar nutriéndose de nuevas ideas.

Si no estamos construyendo cosas que nuestros clientes verdaderamente valoran, hay que implementar nuevas ideas. Sigue los cinco principios básicos que te compartimos anteriormente para hacer crecer tu negocio, todo a través del uso de un software.

Referencias

QuestionPRO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *